Expertos del Observatorio de Volcanes de Hawai declararon que se espera que los próximos días continúe el flujo de lava de la erupción del volcán Kilauea.

También David Ige, gobernador del estado, dijo que “el flujo de lava es impredecible. Es difícil determinar en qué dirección irá. Comienza y se detiene por capricho. Esa es la incertidumbre que los residentes encaran”.