Información de la Organización Mundial de la Salud (OMS) explica que el 75% de la población consume el doble de cantidad de sal considerada saludable, y que, en promedio, entre 9 y 12 gramos de sal son consumidos por persona.

Para la OMS es relevante conocer los alimentos que contienen más sal, para así consumirlos con moderación y controlar la cantidad de sal que se ingiere. De estos alimentos destacan los embutidos, alimentos procesados y enlatados, salsas procesadas, harinas y cereales.

-Embutidos y carnes frías: 1235 mg de sodio en 100 g.
-Salsa de soya: 1032 mg en 10 ml.
-Margarina: 960 mg en 100 g.
-Salchicha de pago: 878 mg de sodio en 100 g.
-Cereales de caja: 900 a 1000 mg en 100 g.
-Quesos procesados: 350 a 650 mg en 100 g.
-Papas fritas: 656 mg en 100 g.
-Semillas saladas: 400 a 800 mg en 100 g.
-Carne para hamburguesa: 560 mg en 100 g.
-Palomitas para microondas: 350 a 700 mg en 100 g.

Las consecuencias de no moderar el consumo de estos alimentos son hipertensión y enfermedades cardiovasculares y síndrome metabólico.